09 de agosto de 2017

Consejos para proteger tu casa de la humedad

Descripción

Cuando nos mudamos a un lugar con la intención de convertirlo en ese espacio personal de comodidad, para el disfrute individual, con familiares o amigos, nos enfocamos principalmente en la decoración. No obstante, es importante fijarse en los detalles que no son tan evidentes, como las condiciones climáticas que nuestra casa debe soportar.

En Concepción, el clima se caracteriza por tener una gran humedad atmosférica, lo que influye directamente en los problemas que se podrían presentar en el interior o exterior de nuestra casa. El aumento de la humedad puede ser la causa de problemas respiratorios, alergias, aparición de moho, olores desagradables, y además, favorece la proliferación de los ácaros. De igual manera, la ropa, libros, muebles, el techo o las paredes también se ven afectados. Por estas razones dedicaremos esta información a aconsejarles sobre cómo evitar la humedad en casa.

 

 

  • Mantener el ambiente ventilado es importante cuando se trata de combatir la humedad, y los olores que esta genera. Se recomienda abrir puertas y ventanas periódicamente, o si se desea, poner en funcionamiento ventiladores que favorezcan la circulación del aire. Con estas simples acciones estarás ayudando a que no se formen manchas de moho en las paredes, y a que el ambiente se mantenga un poco más seco.
  • Otra acción muy sencilla, y que colabora con mantener los niveles de humedad más bajos dentro de casa, es tender la ropa afuera. Igualmente, se recomienda mantener las plantas fuera de la casa, o seleccionar aquellas que necesiten poca frecuencia de riego, como las suculentas.
  • Una práctica muy frecuente, y que genera bastante humedad, es dejar las ollas destapadas al momento de cocinar. La próxima vez, procura mantener las ollas tapadas cuando estés cocinando al vapor o hirviendo algo. Comenzarás a notar pequeños cambios.
  • Encontrar la temperatura ideal para la calefacción también es importante al momento de evitar la humedad en casa. Lo recomendable para el invierno es que se sitúe entre los 19 y 20 grados centígrados.
  • El moho suele expandirse mucho más en las zonas en las que no llega mucha luz. Por este motivo se recomienda mantener bien iluminados los espacios
  • Otro método que puede emplearse para evitar la humedad en casa es comprar un humidificador, o hacer uno casero. Sin duda alguna mejorará mucho el ambiente de la casa.

 

Si acciones sencillas como las que describimos anteriormente, no ofrecen los resultados deseados, se recomienda consultar con profesionales, para encontrar la opción que más se adapte al caso. 

Diseño Web - Posicionamiento Web